¿Qué hacer frente a una pataleta (berrinche, rabieta)?

La pataleta no puede significar que el capricho sea obtenido, pero al mismo tiempo no puede generar que el cuidador se aleje, o aleje al infante. El mensaje de parte del cuidador debe ser claro: "cuentas con mi disponibilidad emocional incondicional, pero eso no implica que tus caprichos van a concederse"

 

 Acompañar a sus hijos en la rabia y la frustración es la real educación y no mandarlos a sus habitaciones a ser educados por la televisión. El time-in requiere tiempo, paciencia y autoregulación, la salud mental es fruto de mucho tiempo compartido de calidad.
Enseñamos a regular la rabia, regulando nuestra rabia, no mostrándola desenfrenada.

¿Cómo enfrentas las rabietas de tus pequeños?